La artista Hatsune Miku cumplió catorce años.

La revolución digital llegó a la música hace algunos años.  El pasado 31 de agosto, la artista Hatsune Miku cumplió catorce años.  ¿Y cuáles fueron los logros de esta cantante japonesa? Principalmente se convirtió en una diva: el público oriental la idolatra y sus recitales suelen ser multitudinarios.

Pero para comprender su historia, habrá que entender algunos conceptos de la producción musical de los últimos años.  En principio, el término vocaloid,  es una técnica de composición inventada por Yamaha en la que se sintetiza la voz humana a través de la tecnología digital.  El software desarrollado para Crypton Future Media y lanzado aquel 31 de agosto, permitió a los artistas componer las partes cantadas de una canción con sólo asignarle la letra y las notas correspondientes.  La diferencia con otros software es que apareció el personaje.  Es decir, los músicos pasaron a ser compositores de canciones para que Hatsune las interpretara.

La imagen de la artista nipona se volvió muy popular entre los jóvenes, generando un verdadero fenómeno de producción y difusión de contenidos con la voz artificial de la artista, que en poco tiempo superó largamente más de 1o0 mil composiciones.  El uso de su imagen es libre, por lo tanto, cualquiera puede contar a la joven de cabello verde participando de una producción, siempre y cuando se respetara las licencias pertinentes (cualquiera puede crear obras derivadas)

Una cantidad infinita de productos han surgido como parte del fenómeno: muñecas, juegos, ropa, libros y tantos otros, dan cuenta de este fenómeno.

Hatsune Miku cumplió catorce años y como la primera artista holográfica, ha abierto nuevas posibilidades de creación gracias a Internet y su universalidad.  Hoy, bien podría considerarse a Miku como un verdadero movimiento de composición colectiva.